Fitoterapia. Plantas medicinales con sus nombres, descripción, familias, usos, aplicaciones, floración, etc. Remedios caseros con plantas medicinales. Documentación adicional sobre plantas medicinales. Fórmulas magistrales.

Plantas medicinales

Nombre: Lentisco (Pistacia lentiscus)
Tipo: Arbusto
Familia: Anacardiáceas

Castellano: Árbol de la almáciga
Catalán/Català: Llentiscle, lentisc
Vasco/Euskara: Lengentxor

Habitat: Zona baja del Pirineo
Floración: Abril y mayo
Se utiliza: Hojas y tallos
Usos: Odontología, Fortificación encías, Astringente

Planta

Lentisco (Pistacia lentiscus)

Denominaciones

Árbol de la almáciga, Lengentxor, Lentisc, Lentisco, Llentiscle, Pistacia lentiscus

Descripción

El lentisco es una gran mata o pequeño arbusto, que crece hasta los 2 metros de altura cuando se respeta y no se lo maltrata. La corteza de las ramas jóvenes tiene un color rojizo que se torna gris a medida que van madurando aquéllas; las hojas se conservan verdes durante todo el año y son lampiñas. Esta planta tiene pies masculinos y pies femeninos. Las flores, por su parte, son pequeñas, rojizas y dan un fruto con forma de guisante, globuloso, que pasa del verde al negro según la estación.

Se cría en los collados y laderas de la mayor parte de la Península. Es típico de la región mediterránea.

Floración

El lentisco florece en abril y mayo y los frutos maduran en otoño. Para uso médico se utilizan tanto las hojas como los tallos. Pero la parte más interesante de este arbusto es la resina que fluye de los troncos, bien espontáneamente, bien sangrándolos. Esta resina se denomina almáciga o mastique y se recoge en verano, pero sólo a partir de lentiscos que se hayan hecho casi árboles; lo cual no es fácil de ver en nuestra Península ya que esta planta es muy buen combustible (esto es, que arde muy bien), por lo que la cruel mano del hombre no le deja desarrollarse en todo su esplendor, sino que lo aprovecha para otros fines más lucrativos. En cualquier caso, los pocos lentiscos que se han hecho árboles en nuestra Península, exudan lágrimas de mastique igual que los de otros países.

Aplicaciones

Las hojas del lentisco contienen un alto porcentaje de taninos y otras materias astringentes, un colorante y pequeñas cantidades de esencia de lentisco. En los frutos, cabe diferenciar la carne y el hueso interior; de ambas partes se obtiene el aceite de lentisco, usado en algunas comarcas catalanas para el alumbrado. La almáciga o mastique está constituida por ácidos masticínicos, ácido masticólico, una materia amarga y una pequeña cantidad de esencia de almáciga, integrada básicamente por pineno.

La almáciga se usa para fortificar las encías y perfumar el aliento. Esta resina también se emplea en odontología para la fabricación de diversos cementos dentinales. Las hojas y los tallos son muy astringentes y se utilizan asimismo para fortificar los dientes y encías. Otro uso popular de este arbusto es como aperitivo, para excitar el apetito en niños y ancianos. En algunas zonas de Cataluña -donde la presencia de esta planta es abundante- se prepara un "agua de lentisco" macerando un ramito de esta planta con 2 ó 3 hojitas, en un vaso lleno de agua.

Administración

  • Resina. La resina mascada directamente refresca el aliento y fortifica las encías. Pero no conviene abusar de ella.
  • Vino de lentisco. Antiguamente se preparaba un vino con este arbusto, que se utilizaba como tónico estomacal y antidiarreico.
  • Agua de lentisco. Se deja en maceración durante una mañana una ramita de lentisco con 3 ó 4 hojas en un vaso grande de agua; al mediodía se toma media taza y por la noche la otra media.